Morales afirma que Bolivia no es colonia “yanqui” al retorno de Doria Medina de EEUU

Morales afirma que Bolivia no es colonia “yanqui” al retorno de Doria Medina de EEUU

La Paz, 2 nov (ABI).- El presidente Evo Morales afirmó el miércoles que Bolivia dejó de ser una colonia “yanqui” tras el retorno del opositor Samuel Doria Medina de Estados Unidos, cuyo gobierno intentó liberarlo de una acusación sobre el desvío de 21 millones de dólares del erario público a una fundación privada creada por la agencia estadounidense Usaid.

“Quien se mete en asuntos internos de Bolivia, piénselo 2 veces. Dejamos de ser colonia yanqui, somos Patria Grande con dignidad y soberanía”, escribió en su cuenta de twitter: @evoespueblo.

Morales también deploró la intromisión del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, quien recibió a Doria Medina en EEUU.

“Almagro ratifica una vez más que secretaria general de la OEA se comporta como el Ministerio de Colonias de los Estados Unidos. Una aberración institucional”, señaló.

El miércoles por la madrugada en el aeropuerto de El Alto, Doria Medina afirmó que regresó al país para seguir trabajando y que no se dejará amedrentar por los procesos judiciales que impulsa el oficialismo en su contra.

“No me voy a ir del país, voy a seguir trabajando y no me van a amedrentar”, manifestó el exministro de Planeamiento acusado de entregar 21 millones de dólares a la privada Funda-Pro en 1992 como una condición de EEUU, a través de Usaid, para condonar ese dinero que prestó a Bolivia, aunque el Ministerio Público destapó varias irregularidades en ese proceso.

En suelo estadounidense, Doria Medina informó que denunció una supuesta persecución política ante seis organismos internacionales, como la OEA, la Secretaría de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y el Observatorio de Derechos Humanos.

El jueves Doria Medina debe presentarse en Sucre a una audiencia de medidas cautelares por la presunta comisión de los delitos de incumplimiento de deberes, contratos lesivos al Estado y conducta antieconómica.

Para esa audiencia, el político opositor logró que la OEA envíe un observador con el fin de precautelar sus derechos.

Comentarios

comentarios

Deja un comentario