Defensoría del Pueblo espera que la CIJ actué conforme al respeto e igualdad de los derechos humanos universales

Defensoría del Pueblo espera que la CIJ actué conforme al respeto e igualdad de los derechos humanos universales

A través de un comunicado, la Defensoría del Pueblo dió a conocer su esperanza en que los miembros de la Corte Internacional de Justicia de La Haya, reciban los alegatos nacionales y los analicen a la luz de los principios de justicia e igualdad y actúen conforme a las proclamas universales que buscan la construcción de un mundo de personas y países iguales en dignidad y derechos.

Una vez conocidos la fecha de la presentación de alegatos por ambas partes sobre la demanda marítima, la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya se encuentra en los ojos del mundo, medios de comunicación a nivel nacional e internacional hacen pleno seguimiento al tema, instituciones públicas y privadas y otras instituciones ratifican el apoyo a la demanda con la esperanza de tener resultados favorables para el país.

La Defensoría del Pueblo, como institución responsable de velar por el cumplimiento de los derechos humanos de las bolivianas y los bolivianos, expresó su apoyo incondicional y militante a las gestiones que realizan las autoridades del gobierno nacional ante la CIJ de La Haya, para hacer prevalecer los derechos del Estado boliviano sobre el acceso soberano al Océano Pacífico a través de una solución justa y pacífica, en el ámbito de la normativa internacional reconocida por la mayoría de los pueblos del mundo.

Esta instancia afirma que la demanda boliviana, sostenida durante más de 130 años, no sólo se sustenta en argumentos jurídicos y de derecho, sino que contiene el principio de la justicia y la igualdad de los pueblos y las naciones proclamados en instrumentos internacionales sobre derechos humanos y en varios encuentros internacionales como la “Declaración Universal de los Derechos de los Pueblos”.

El derecho inalienable de los pueblos y las naciones al desarrollo y el progreso, además del goce de los recursos materiales que poseen en su territorio, no pueden ser afectados por las agresiones y la violencia de otros Estados, siendo una obligación de la comunidad internacional, extremar todos los esfuerzos para restituir los derechos y mitigar las afectaciones a los pueblos, bajo el principio que las guerras de invasión no pueden otorgar derechos a los agresores.

Prensa Rural

Comentarios

comentarios

Deja un comentario