Senadora identifica cuatro mentiras en versión de Doria Medina sobre Papeles de Panamá

Senadora identifica cuatro mentiras en versión de Doria Medina sobre Papeles de Panamá

La senadora por el MAS, Adriana Salvatierra identificó por lo menos cuatro mentiras en las versiones que usa Samuel Doria Medina en la acusación que pesa en su contra en el caso Papeles de Panamá.

“Primera mentira, el señor Samuel Doria Medina dice que las transacciones de la compra y venta de acciones SIMSA-AKAPANA, AKAPANA-CHIHUAHUA no se realizaron en Bolivia, viene el representante de la empresa mexicana Chihuahua y dice que la transacción se realizó en Bolivia (…) Segunda mentira, fue el grupo empresarial Chihuahua el que me pidió por un tema de seguridad jurídica que hagamos la transacción vía Akapana que es la empresa constituida en Panamá y viene el representante legal de la empresa Chihuaha y dice que esto es mentira y que fue Doria Medina el que solicitó que se realice a través de Akapana y esto nos da a nosotros a presumir que se realizó toda esta operación para evadir estos 55 millones de bolivianos que le debe al Estado; tercera mentira de Doria Medina, es que él dice que se lo invitó a la Comisión de investigación de Papeles de Panamá, miente porque el 7 de septiembre de este año se lo invita y tenemos la carta firmada y recepcionada por el policía que estaba en la puerta de su domicilio y él envía a su representante legal, el señor Gumucio y el señor Gumucio estuvo presente en la Comisión y la cuarta mentira, él pregunta por qué no se realizó la investigación en los 10 años que correspondía, eso es porque nosotros no tenemos por qué pensar que la gente no paga sus impuestos”, afirmó.

El representante de la empresa mexicana Grupo de Cemento Chihuahua, Sergio Sainz, que llegó a Bolivia para responder algunas preguntas de la comisión Mixta que investiga los “Papeles de Panamá”, declaró  que el empresario boliviano Samuel Doria Medina pidió la intermediación de Akapana, empresa “offshore” (creada para evadir impuestos) en Panamá, para la venta de acciones de la Sociedad Boliviana de Cemento (Soboce).

Además, Sainz dijo a la comisión legislativa que la compra de acciones que hizo a Soboce fue por un monto mayor al declarado por el empresario cementero.

Doria Medina, en tanto, negó las acusaciones indicando que se trata de una artimaña distractiva del Gobierno.
“El procedimiento de negociación se realizó en La Paz, con funcionarios de Soboce, aproximadamente tres semanas. Finalmente, se firmó el contrato de compraventa con Akapana SA en el domicilio de Soboce (…) el 22 de septiembre de 2005. El monto fue sustancialmente mayor al que se reportó a las autoridades bolivianas”, sostuvo Sainz, aunque no especificó el monto.

Por otro lado, el integrante de la Comisión Mixta de la Asamblea del caso Papeles de Panamá, Víctor Gutiérrez, afirmó este miércoles que la figura de legitimación de ganancias ilícitas puede aplicarse al empresario y jefe opositor Samuel Doria Medina por haber declarado montos menores en la venta de acciones de Soboce a la mexicana Chihuahua, para supuestamente evadir impuestos al Estado boliviano.

Gutiérrez apeló a su formación de abogado para indicar que el caso puede clarificarse una vez que el Servicio de Impuestos Nacionales y la Unidad de Investigaciones Financieras (IUF) exijan la presentación el contrato original, corroboren una posible evasión tributaria, a través de la creación de la empresa offshore Akapana, que habría sacado los capitales a un paraíso fiscal de las Islas Bahamas.

“Establecida esta situación impositiva, ya este es un criterio muy personal, no solo como diputado yo soy un abogado. Si posterior al sábado, Impuestos y la IUF corroboran esa situación, ahí se puede aplicar con toda tranquilidad un tipo penal inclusive, es decir, salir del ambiento tributario y convertirse en un ilícito, porque en 2005 se han defraudado 203 millones de bolivianos. Si eso se establece de manera irrefutable, se traduciría en el ilícito de legitimación de ganancias ilícitas, porque habría defraudado fiscalmente y habría legitimado esa ganancia y eso está establecido en el artículo 185 Bis del Código Penal”, afirmó al canal universitario.

Fuente: Redacción Prensa Rural

Comentarios

comentarios